Seguridad psicológica en el trabajo

Seguridad psicológica en el trabajo

Ser un gran lugar para trabajar y sostenerlo en el tiempo es un desafío constante al que se enfrentan las organizaciones. Esto implica un compromiso y trabajo diarios. Las variables que determinan que un lugar sea considerado por sus colaboradores como bueno para trabajar no son estáticas sino que, por el contrario, se modifican e incrementan de forma permanente.

A su vez, requiere que toda la organización vivencie esta experiencia, desde el primer hasta el último eslabón. La seguridad psicológica es una variable que siempre ha estado presente en nuestros análisis, pero especialmente en el último tiempo tomó un rol destacado en todo el mundo.

Qué es la seguridad psicológica en el lugar de trabajo


Podemos definir la seguridad psicológica en el lugar de trabajo como aquellos ambientes donde las personas pueden exponer abiertamente sus ideas, preguntas, preocupaciones y/o errores sin tener el temor a sentirse humilladas o juzgadas.

Un entorno de seguridad psicológica genera grandes beneficios para las personas en forma individual: menores niveles de estrés, mayor confianza y satisfacción en su trabajo. Y, por consecuencia directa, también en los resultados del negocio: incrementos en el rendimiento y compromiso por parte de los colaboradores, menos ausentismo y más retención de talentos, así como mayor capacidad de innovación.

“Descubrimos que la seguridad psicológica es el principal impulsor de las ganancias”, dice Michael Bush, CEO Global de Great Place to Work®. “De nuestro conjunto de preguntas, es el pronosticador más importante de rentabilidad”.

Por qué es importante cultivar y promover la seguridad psicológica
Los niveles de confianza de la organización están íntimamente relacionados con la seguridad psicológica. La confianza, a todo nivel, es la piedra fundamental: entre colegas y en el vínculo con el líder. Es la que le otorga seguridad a la persona.

Para cuantificar la seguridad psicológica, en Great Place to Work medimos desde hace 30 años la “confianza” de los empleados mediante nuestra encuesta.

Los datos demuestran que cuando las personas se sienten cuidadas, su desempeño y compromiso se incrementan. No son los beneficios corporativos, los bonos salariales ni las opciones sobre acciones los que impulsan una mayor productividad, sino que la fuente principal del trabajo excepcional proviene de las personas que se sienten contenidas y apoyadas.

Beneficios de una cultura de seguridad psicológica


En Los Mejores Lugares para Trabajar™ donde los niveles de confianza son altos, los datos sugieren que son muchas las características positivas que se generan como consecuencia. Algunas de ellas son:

  • Los colaboradores disfrutan y respetan a las personas con las que trabajan y para las que trabajan.
  • Hablan con honestidad con sus colegas y líderes.
  • Experimentan un sentido de camaradería y pertenencia.
  • Los colaboradores están convencidos de que si trabajan duro y aplican los valores de la compañía, tendrán un buen futuro.
  • Sienten que sus líderes los potencian en su desarrollo, los escuchan y reconocen.
  • Que pueden manifestar a sus líderes que algo salió mal o no anda bien sin temor a ser reprendidos ni penalizados .
  • Los colabores declaran que sus empleadores los consideran como personas y no solo como empleados.
  • Sienten que las promociones se otorgan a quienes lo merecen y que los salarios son justos.
  • Construir un entorno de seguridad psicológica no es algo que se le exija a los empleadores por ley, pero los datos dejan a la vista que quienes lo hacen obtienen grandes beneficios. Esto es algo que se construye con el tiempo y que requiere de una serie de pequeños comportamientos cotidianos.

Las compañías que forman parte de la lista de Los Mejores Lugares para Trabajar™ se caracterizan por tener una larga historia y sólidas culturas de apoyo a sus colaboradores, confianza e innovación.

La cultura es el ingrediente clave

El concepto de “cultura” resulta para algunos como vago e imposible de cuantificar. Pero mediante los diagnósticos únicos de Great Place To Work se puede medir la experiencia de los colaboradores y compararla interna y externamente.

En Los Mejores Lugares para Trabajar™, esta cultura tangible es lo que permite que los valores, el liderazgo y la mentalidad de los colaboradores se alineen detrás de la misión organizacional.

Liderazgo

“Los líderes definen al menos el 70% de la experiencia laboral y, usualmente, más que eso”, según Michael Bush. Ellos tienen en sus manos la posibilidad de escuchar genuinamente a sus colaboradores y actuar en consecuencia, esta es la forma en la que se construye la confianza.

Para lograr un entorno de seguridad psicológica es imprescindible que los líderes crean y estén comprometidos con ello. Y que sus organizaciones los apoyen e impulsen en esta línea.

La inducción es la piedra fundamental de la confianza
Cómo los colaboradores son tratados y recibidos en sus primeros días de trabajo marca el tono de confianza y los vínculos de estos para con la organización de cara al futuro. Sin embargo, no siempre las organizaciones le dan tal importancia a este punto.

Muchas veces sucede que el nuevo empleado llega al lugar de trabajo y no tiene un lugar definido donde ubicarse, computadora propia o tareas claras asignadas, y nadie le da respuesta ante esto. Este tipo de acciones son las que minan el camino y no generan una cultura de confianza. Más aún, son la causa de un gran número de renuncias.

Por ello, es tan importante que un buen liderazgo cree una cadena de experiencias para el colaborador desde el momento de su ingreso. No hay segundas oportunidades para una primera buena impresión.

Errar: la única forma de innovar

Otro buen indicador de que existe un entorno de seguridad psicológica es que los colaboradores no tienen miedo de exponer ideas nuevas ni se avergüenzan de sus errores. Por el contrario, saben que los planes que no funcionaron pueden ser analizados abiertamente y contribuir al éxito organizacional.

En Los Mejores Lugares para Trabajar esto es una práctica cotidiana. Estas organizaciones celebran las nuevas ideas y promueven que sus miembros reconozcan las cosas que no salen bien y que se tomen como un aprendizaje, reforzando la seguridad y la confianza de las personas.

La igualdad de oportunidades es la gran impulsora
Una característica que destaca a Los Mejores Lugares para Trabajar es que los líderes escuchan y promueven el desarrollo de sus empleados. Y no solo eso, sino que también los reconocen y recompensan.

Lo que hace la diferencia en este punto es que todos sienten la equidad y no solo unos pocos. Un trato equitativo y justo sin diferenciar sexo, raza, u otro factor, es la clave.

Para lograrlo es vital que este tema forme parte de la agenda del líder. Muchas empresas a nivel mundial también están incorporando para ello datos – principalmente a partir de encuestas- que les facilitan analizar y mejorar su performance en este ámbito.

Colaboradores con autonomía: un eslabón determinante

Cuando los líderes promueven la autonomía de sus colaboradores, estos disminuyen el estrés laboral y sus niveles de confianza aumentan. En consecuencia, se potencia la generación de nuevas ideas y se crea un entorno donde todos se animan a proponer soluciones.

La única forma de que esto suceda es que la gente se sienta segura de poder compartir sus ideas.

Mide la confianza y la cultura de tu organización

Si te interesa medir y potenciar la confianza y la cultura de tu organización podemos ayudarte mediante nuestra plataforma de medición y análisis Emprising™. Te invitamos también a conocer más acerca de nuestra Certificación™ y cómo ser parte de nuestro ranking de Los Mejores Lugares para Trabajar™.